mas hospitales suman el reiki como terapia complementaria. tendencia a la medicina integrativa

mas hospitales suman el reiki como terapia complementaria. tendencia a la medicina integrativa

18 de Diciembre de 2015

Adriana Ginatto es co-organizadora del grupo Reiki al servicio. Desde el año 2011 viene trabajando sin descanso en la tarea de dar Reiki al personal y pacientes de hospitales públicos; coordinar a los distintos grupos que se abren a lo largo del país y educar, fundamentalmente educar. Porque la batalla por la integración de las terapias complementarias que mejoran la vida y la salud del los pacientes nunca termina; porque los reconocimientos llegan, pero lentamente. Y no solo hay que subir la calidad del aura, hay que expandir la mente para que pueda ver aquello que no ve: que las manos pueden sanar aun sin instrumentos quirúrgicos, que las emociones y los pensamientos tienen directo impacto en el cuerpo físico. Pero mejor, que lo explique ella, que es maestra Reiki.

¿Qué es Reiki al servicio?

Reiki al servicio es un grupo autoconvocado de reikistas que brindan sesiones en lugares en donde se considera necesario, mayormente hospitales públicos, escuelas y cárceles.

¿Desde cuándo hacen esto? ¿Cuántos son?

Nos unimos en abril del 2011 y desde ese momento estamos brindando sesiones en forma ininterrumpida en los hospitales. En el grupo ahora somos aproximadamente unos 45 voluntarios. Yo soy co-directora junto a otro maestro de Reiki, Hugo Vietto.

¿Todos son maestros Reiki?

No. No todos los voluntarios son maestros de Reiki. Pueden ser reikistas de cualquier escuela, de cualquier linaje, no necesariamente tienen que tener el nivel de maestría enseñante… sí es esperable o aconsejable que tengan hasta el tercer nivel o más. Porque los hospitales son lugares en donde la energía es bastante baja y densa, y si el reikista no está preparado o no tiene suficiente práctica, a veces se cansa un poco. Para evitar esto, preferimos que tengan tercer nivel o más, pero si vienen reikistas de primer o segundo nivel también son bienvenidos. No les podemos prohibir esa posibilidad que tienen… si su corazón les dice que tienen que prestar servicio ahí, entonces los que somos maestros les hacemos alguna protección adicional para que no tengan tanto cansancio.

¿En qué hospitales brindan servicio?

Comenzamos trabajando en el Hospital Elizalde (el Hospital de Niños) e íbamos una vez por semana. Luego, en febrero de 2012, sumamos el “Servicio de Tratamiento de Dolor” del Hospital Tornú (CABA) y allí vamos también una vez por semana. A fines del 2012, principios de 2013… comenzamos en el CeSAC N° 24 que es un centro de salud comunitario que depende del Hospital Piñeiro. Allí comenzamos yendo una vez por semana, luego dos veces por semana y después una tercera vez por semana con un equipo multidisciplinario de cuidados paliativos a los domicilios de los enfermos que no podían trasladarse hasta el CeSAC. El 3 de agosto de este año se comenzaron las sesiones en el hogar San Juan Bautista de Roque Pérez, Provincia de Buenos Aires. Este hogar depende del Hospital Municipal Dr. Ramón Carrillo de esa localidad. Allí van una o dos veces por semana, en algunos casos. El 10 de agosto de este año comenzamos las sesiones en el Hospital Roca y allí concurrimos los lunes. Todos estos lugares nos abrieron las puertas.

¿Y hay lugares en donde los han rechazado?

Bueno, al Hospital Alejando Posadas de Haedo, al Hospital Pirovano (CABA) y al Hospital Rivadavia (CABA) hemos ido a dar charlas sobre qué es el Reiki, sus fundamentos y base científicas. En estos últimos no es que nos han rechazado, es que aun no nos han incorporado.

¿Y hay en otros puntos del país?

Hay distintos grupos desparramados por todo el país que están en procesos de formación como en Vicente López, San Isidro, Luján, Rosario, La Plata, Marcos Juárez... Entre los grupos en los cuales sí estamos trabajando, omití mencionar el Hospital Comunitario de Pinamar que viendo la trayectoria de Reiki al servicio, hace unos meses se han unido.

¿Cada vez está más reconocida y avalada la práctica dentro de la medicina alopática?

Este año he participado en el tercer simposio de médicos y terapeutas que se ha llevado a cabo en la UBA en Económicas, yo expuse acerca de la experiencia en hospitales de Reiki al servicio. Y ya se está hablando en el mundo  de “medicina integrativa”, de integrar todas estas terapias que antes se llamaban complementarias, para el mayor bienestar del ser humano… sin que compitan entre sí. También nos presentamos en las jornadas científicas en octubre de 2013 con un trabajo estadístico de los resultados obtenidos, de los cuales somos autores, la Dra. Teresa Franco, Jefa de Servicio de Tratamiendo de Dolor, Hugo Vietto y yo.

¿Cómo reacciona el personal, los médicos, las enfermeras?

Nosotros brindamos sesiones a todos los trabajadores, no importa el rango. E inclusive cuando les permiten de los servicios que están terciarizados (como la seguridad o la limpieza) les damos sesiones de Reiki. Hay médicos que dicen “yo en esto no creo”… les explicamos que no se trata de un sistema de creencias. Algunos tienen interés otros, dicen “bueno, les vamos a mandar los pacientes” y ¡lo cumplen!

En EEUU hay más de mil hospitales que están en una lista, son muchos más que acá los que aplican Reiki… y en el mundo también. Solamente que no es conocido y los médicos con una formación occidental no están acostumbrados a que les hablen de energía, de que no somos solamente un cuerpo físico, a pesar de que todo el mundo sabe que tenemos emociones y espíritu. La medicina convencional solamente se está ocupando (por ahora) del tema físico. Pero muchos profesionales se dan cuenta que con eso solo no alcanza y que dos pacientes con una misma patología y con una misma medicación reaccionan distinto. No pueden ir más allá con ese tema, porque no pueden abordar lo emocional o lo mental. El Reiki equilibra tanto lo físico como lo emocional y mental. Se logran otros resultados. No es una terapia alternativa, es complementaria, porque actúa conjuntamente con la medicina convencional.

Nosotros también ofrecemos cursos a los médicos, pacientes y personal del hospital y ya hemos iniciado a más de 100 trabajadores de la salud. Por ejemplo una de las enfermeras del hospital Tornú ya ha alcanzado el nivel de maestría enseñante. Cuando toman sesiones muchos nos recomiendan o quieren tomar cursos para poderlo practicar ellos mismos.

¿En qué áreas es más necesario?

En el sector Servicio de dolor del Tornú vienen pacientes de distintas especialidades. A veces vamos a unidades de terapia intensiva o intermedia si es que nos llama algún familiar de algún paciente internado. Vamos a recuperación, que van los pacientes que recién salen del quirófano. Y siempre damos las sesiones a todo el personal, pacientes, familiares y acompañantes.

Contame alguna experiencia que hayas tenido de curación o mejoría de alguna dolencia…

Hemos notado que todos los pacientes que sufren de mal de Parkinson dejan de temblar cuando ya se relajan y avanza la sesión, aunque cuando termine vuelvan a temblar… pero con las sesiones sucesivas cada vez lo hacen menos.

Una paciente que vino a mi consultorio particular con fuertes migrañas, tomando muchísima medicación, después de poco más de un año de recibir sesiones semanales de reiki, las fue espaciando y fue espaciando la medicación, las migrañas fueron cada vez más leves hasta que desaparecieron.

Una persona que previamente a tomar las sesiones había perdido a su hijo y tomando las sesiones, si bien el dolor estaba, pudo mirar las cosas con otra perspectiva. Ella iba al servicio de tratamiento del dolor del Tornú y se movía muy poquito porque casi no podía... Eso fue aligerándose hasta desaparecer. Hace como dos años, ya dejó de ir. Esto sucede con muchos pacientes. Van solo a recibir Reiki al Tornú y no piden más recetas de medicamentos porque los están espaciando. Hay un equipo interdisciplinario, de danzaterapia, de acompañamiento psicológico, yoga, reflexología, los médicos evalúan a los que van a estas actividades y observan que hay una mejoría más pronta en quienes asisten.

Entonces siempre el consejo para los que desconfían es “puébelo usted mismo”, ¿no?

Muchos médicos, cuando les explicamos, toman las sesiones por curiosidad. Para que nos envíen pacientes, está bueno que ellos mismosreciban y vean de qué se trata. No hay que tener una patología para recibir energía, nosotros nos hacemos nuestro autotratamiento diario. Es una prevención o un cuidado profiláctico para poder hacerle frente a las vicisitudes de la vida con una perspectiva distinta.

 


Fuente: Clarín



¿Te ha parecido interesante? Puedes compartirlo en FacebookTwitterGoogle +LinkedIn

Noticias